Inicio Críticas Crítica – ‘La primera cita’

Crítica – ‘La primera cita’

Título original: La primera cita

Año: 2018

Duración: 104 min.

País: España

Dirección: Jesús Ponce

Guion: Jesús Ponce

Música: Juan Cantón

Fotografía: David Barrio Calderón

Reparto: Isabel Ampudia, Sebastián Haro, Mercedes Hoyos, Víctor Clavijo, Mario Ayuso, Darío Paso, Ana Cuesta, Daniel Morilla, Carlos Bernardino, Lucía Hoyos, Andrea Haro, Paqui Montoya, Ana Carvajal, Juan Carlos Sánchez, Eduardo Trías, Abel Portilla, Alicia Moruno, Lucía Paredes, Manu Yuste, María Ángeles Herrera, Pablo Gil de Montes, Carlos Cano, Sandra Cardesín

Productora: KMPC slu / Magnetika Films

Género: Drama. Enfermedad. Alzheimer

Ficha en Sensacine

La nueva película del director Jesus Ponce (Todo saldrá bien, 2015) se define ante todo por la sencillez y el realismo de la historia que narra. Una historia para la que vuelve a contar, quince años después del estreno de su ‘ópera prima’ Quince días contigo, con los protagonistas de esta, el granadino Sebastian Haro (A cambio de nada) y una actriz más que habitual en el cine del realizador sevillano; Isabel Ampudia.

Junto a este dúo de intérpretes, Ponce nos ofrece en La primera cita un drama de corte social y muy actual, en el que aborda situaciones que hoy en día pueden resultar cercanas y hasta cotidianas a muchas personas, pero siempre desde el respeto y evitando caer de forma acertada en el oportunismo propio de producciones con premisas similares.

La primera cita nos presenta a una pareja formada por un militar prejubilado, un personaje autoritario con marcados valores conservadores, egoísta, inflexible y agresivo en varias ocasiones, y su esposa, una mujer reprimida que durante años ha sufrido en silencio un matrimonio en el que la incomunicación y la falta de atenciones han hecho mella. Tras ser diagnosticada de Alzheimer, el marido tendrá que transformarse, cambiar su forma de ser, sanar viejas heridas y aprovechar una última oportunidad que le ofrece la vida para redescubrir el amor.

La primera cita
Fotograma de ‘La primera cita’

La película establece una puesta en escena discreta, en la que Haro y Ampudia dominan el metraje al no haber muchos personajes interactuando a la vez en pantalla. Esto, junto a unos buenos diálogos entre los mismos, y un ritmo, que en ocasiones puede resultar demasiado lento y pausado, hace que se remarque su sencillez y la película muestre apariencia de obra teatral.

Todo ello permiten la dos principales virtudes de la cinta: la existencia de unos personajes bien construidos y la gran complicidad que demuestran los actores protagonistas entre sí al trabajan juntos. Los protagonistas logran interpretar algunos momentos conflictivos, y otros mas emotivos e íntimos, con una naturalidad extraordinaria. Algo que puede verse con claridad, por ejemplo, en la conmovedora escena final de la cinta.

El trabajo de algunos de los actores secundarios también es digno de mención, como es el caso de Mercedes Hoyos (Techo y comida, 2015), cuyo personaje, uno de los desarrollados de forma más sólida, es una mujer vinculada al pasado del militar, clave para que se produzca un cambio en este.

La primera cita
La actriz Isabel Ampudia en una escena de la película

Lo mejor: La compenetración interpretativa que logran los actores principales.

Lo peor: Un ritmo, lento y constante, que hace que la historia tarde en arrancar.

Nota: 8

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here