Inicio Maratón de series Las ‘nuevas’ leyendas de DC

Las ‘nuevas’ leyendas de DC

1

DC

El pasado jueves 21 de enero se estrenó la nueva apuesta de The CW, ‘DC Legends of Tomorrow’, otra adaptación a la pequeña pantalla de la factoría de DC Comics. Sin embargo, en este caso, no parece haber una cabeza visible como Barry Allen o Oliver Queen para que intente coger el máximo peso y/o protagonismo de las serie. Más bien han cogido todos aquellos personajes que alguna vez que otra hemos visto como asomaban la nariz (o realmente tenían una trama de cierta importancia) tanto en ‘Arrow’ como en ‘The Flash’, y los han juntado todos en la misma ficción. La impresión que me llevo del piloto no es otra que esta.

El argumento principal parte de que Rip Hunter (Arthur Darvill), conociendo el terrorífico futuro que le alberga al planeta en 2116 a causa de las atrocidades de Vandal Savage (Casper Crump) viaja en el tiempo para reunir a un equipo que le ayude a cambiar el destino. Éste será compuesto por ocho integrantes que de seguro que conoceréis si seguís las aventuras de la Flecha Verde o el Corredor Escarlata: Ray Palmer o Atom (Brandon Routh), Capitán Frío (Wentworth Miller), Sarah Lance o Canario Blanco (Caity Lotz), Kendra Saunders o Hawkgirl (Ciara Réene), Carter Hall o Hawkman (Falk Hentschel), Martin Stain o Firestorm (Victor Garber), Jay Jackson o Firestorm (Franz Drameh) y finalmente Capitán Calor (Dominic Purcell), el compañero de batallas de Frío. Creo que en este punto ya os habréis imaginado que tienen muy poco en común.

DC

Es evidente que con tan sólo un episodio de cuarenta minutos no puedo (ni quiero) juzgar toda la serie. Me limitaré, pues, a las impresiones del piloto. Teniendo en cuenta que la historia tenía que empezar con un background de cada personaje bastante elaborado, los guionistas de ‘Arrow’ y ‘The Flash’ han tenido que lidiar con episodios que le sirvan de precedente a ‘DC Legends of Tomorrow‘ en vez de dedicarlos a las tramas argumentales principales de su propia series. En cierto modo pues, cabe preguntarse si les ha valido la pena ‘ceder’ este espacio a cambio de lo visto en el primer episodio de la nueva ficción.

La impresión más clara que me llevo es que este piloto no aporta nada nuevo que no puedas ver en sus predecesoras. En otras palabras, el piloto no te da ese ‘plus’ para que le veas algo bueno a la serie y decidas seguirla: sus escenas y diálogos parecen formar parte de un bucle infinito. ¿Los discursos sobre ser un héroe? Creo que nos faltan dedos de las manos para contar las muchas escenas tanto en las que Oliver o Barry se han preguntado quién son, o qué sentido tiene lo que están haciendo. Pues se ve que no habíamos tenido suficiente.

De la misma manera, han vuelto a pintar la figura de un malo malísimo inmortal, amante de la destrucción (al menos Zoom tiene más ‘gracia’, te crees que no tiene ni un escrúpulo) que tan sólo vive para la destrucción y para asesinar a Hawkgirl y Hawkman, traidores en su primera vida. Es cómo el Slade Wilson de Oliver Queen, aunque de momento, con una personalidad bastante más simplificada. Cosa que por cierto, introducir esta figura malévola a contribuido a desvirtuar la personalidad de Snart o Capitán Frío, uno de los enemigos de The Flash. Al plantear, al menos el piloto, como una confrontación entre buenos y malos, Snart ha caído, de rebote, en el primero de ello, formando equipo con amigos de Barry como Firestorm o Ray, mientras se dedica a gritar a los cuatro vientos (eso sí) que él no es un héroe. Cuesta creérselo, no sabéis cuánto.

DC

Por lo que transcurre a las tramas, de momento sabemos poco más aparte de que viajarán en el tiempo, intentando no alterar substancialmente la línea temporal (¿alguien se lo cree, Barry Allen?) para encontrar y acabar con Savage. Y lo del tiempo, ¿qué decir? Aún no les ha dado tiempo a los guionistas de ‘The Flash’ tratar la trama en profundidad y ya vuelve a la carga. Se ven claras sus cartas, y posiblemente cojan (más)  pinceladas de ‘The Flash’ sobre la trama tiempo, que parece funcionar muy bien en la serie del supervelocista, pero no le va a sacar las castañas del fuego a la nueva: necesita algo más para funcionar, ir un poco más allá.

Llegados a este punto, me da la impresión que esto se parece más que una comparativa con ‘Arrow’ y ‘The Flash’. Pero por ahora, ‘DC Legends of Tomorrow’, no parece nada más que una serie que comparte el ADN de sus predecesoras, cogiendo lo que más le conviene de ambas. Salta a la vista que, por el momento, no hay imaginación o aún no ha tenido tiempo de salir (cosa conveniente que haga en el primer episodio de toda la serie). No encontramos nada nuevo que no haya dicho ya Oliver o que no haya hecho ya Barry. Por necesidad, además, el piloto ha requerido ser acelerado de modo que casi descoloca, con unas primeras escenas casi pintorescas dignas de un catálogo de ventas. Sin duda, a ‘DC Legends of Tomorrow’ le queda algún que otro viaje para encontrar su personalidad si no quiere ser la principal víctima de algunas voces que ya empiezan a hablar de un exceso de superhéroes en televisión.

1 COMENTARIO

Deja un comentario