Inicio Críticas Crítica – ‘De chica en chica’

Crítica – ‘De chica en chica’

14

DCECCARTEL

Año: 2015

País: España

Director: Sonia Sebastián

Guión: Sonia Sebastián, Cristina Pons, Ángel Turlan (Idea original: Olga Iglesias y Sonia Sebastián)

Fotografía: Pilar Sánchez Díaz

Reparto: Celia Freijeiro, Cristina Pons, Sandra Collantes, María Botto, María Ballesteros, Marina San José, Adrián Lastra, Ismael Martínez, Jaime Olias, Eulalia Ramón, Estefanía de los Santos, Sabrina Praga, Paulina Gálvez, Jane Badler, Mar Ayala

Productora: Pocapena Producciones / Versus Entertainment

Género: Comedia

Ficha en Sensacine

Hace cerca de un par de semanas se proyectó en el Festival de Cine Europeo de Sevilla el documental Lo Que Vale Un Peine (Rosa del Mar Salido, 2015), que planteaba una cuestión de la que se conocía su existencia, pero en la que nadie se atrevía a indagar en profundidad: ¿por qué decimos que el cine español es malo?

En dicho documental se realizan pequeños análisis de ciertos aspectos que han sido fuertemente criticados por parte de la población española, como las subvenciones o la americanización del cine patrio, pero se deja una cuestión que también resulta llamativa, si uno indaga un poco. ¿Qué sucede con la figura de la mujer en el cine, y concretamente, en el nacional? Cristina Pons, que interpreta a Verónica en De chica en chica, concedió una entrevista a 35Milímetros en la que aprovechó para comentar las numerosas dificultades que se imponen al cine dirigido y producido por mujeres porque según su percepción y experiencia previa afirmaba que dichas trabas se ponen porque no se confía en estas producciones. Esta es una situación de la que gran parte de la población parece seguir sin ser consciente y que otras directoras como Leticia Dolera (Requisitos para ser una persona normal, 2015) también quieren hacer ver.

La principal consecuencia de que no se confíe en producciones como De chica en chica es que se debe recurrir a la producción que no dependa de grandes empresas y televisiones, y esto influye innegablemente en la poca distribución y menor impacto que tendrá la película en los espectadores, quedando relegada a ser proyectada en festivales minoritarios, a pesar de que estos estén gozando recientemente de una repercusión mayor.

Teniendo en cuenta esto, y el género de la película (comedia basada en tópicos LGBT), es inevitablemente compararla con Ocho Apellidos Vascos (Emilio Martínez-Lázaro, 2014), también una comedia basada en tópicos, pero que a nivel de producción está apoyada por Mediaset, con lo que se asegura un impacto muchísimo mayor que en el caso de la película que se trata ahora mismo. Al salir de la sala, puede que el espectador salga preguntándose por qué una película que también hace humor tirando de tópicos pero que se ve restringido a hacerlo con temática de orientación sexual. Da pena que esto sea así, ya que la película tiene un par de momentos puntuales de humor inteligente sobresalientes sin necesidad de caer en los estereotipos del resto de gags del guión.

De chica en chica tiene una estructura muy similar a una representación cómica teatral.

De chica en chica tiene una estructura muy similar a una representación cómica teatral

Es dinámica, no se hace pesada, y al llevar su puesta en escena a un nivel de representación teatral de carácter cómico, el ritmo es el adecuado teniendo en cuenta lo alocado de la historia. Los gags están bien construidos, tanto los inmediatos como los que requieren mayor tiempo para resultar efectivos, y si el espectador es el modelo ideal del público objetivo para una comedia estereotípica, disfrutará como nunca. Eso sí, quizás los más críticos caerán en la cuenta de que el personaje más transgresor es el de la amiga transexual, que por desgracia no tiene demasiada repercusión en la película.

Con todo y con ello, es una película que no debería pasar desapercibida tanto a nivel crítico por la situación del cine español dirigido y producido por mujeres como a nivel de contenido, siendo una comedia bastante fresca y que no cae en la ofensa.

Lo mejor:  Es un humor fresco y ligero, con momentos sobresalientes en los que se arriesgan y se alejan del estereotipo.

Lo peor:  Que no tenga el mismo impacto que otras películas de género similar y por las trabas que se le pone al cine dirigido y producido por un equipo casi exclusivamente femenino, y demostrando que puede dar la talla perfectamente.

Puntuación: 7/10

14 Comentarios

Comments are closed.